— No hay peor ciego que el que no quiere ver —

jueves, 26 de agosto de 2010

Si me cansé de perder, fue porque una vez me desangré por perderte.

1 comentario:

  1. Tan cierto...
    Me encanta el fondo de tu blog, me da paz.

    ResponderEliminar